Cuatro cuentos rusos, algunas cosas sobre el proceso


Nunca hablo por aquí de procesos, suelo mostrar el trabajo ya acabado y a veces puede ser interesante enseñar cómo se trabaja y que referencias se utilizan para, en este caso, crear personajes. Así que me he animado y actualizo con una entrada sobre referencias e inspiraciones para algunos de los personajes de Cuatro cuentos rusos, y el proceso que seguí:

Primero, empecé imprimiendo y leyendo los textos. La primera lectura es para familiarizarte con los cuatro cuentos, ver un poco el tono y el estilo, el contexto... Tras leerlos un par de veces, los dejé aparcados y me puse con otros trabajos durante 2-3 días. Tras ese tiempo, ya en la siguiente lectura tenía algunas cosas en mente sobre personajes y ambientación. En la siguiente lectura fui marcando las características de cada personaje en un rotulador de color diferente para distinguirlos y después anotarme las características de cada uno en una libreta.







Empecé después con las primeras ideas para los personajes.



Estas caras eran para el personaje del mago Ivanilich, que finalmente sólo apareció en una de las ilustraciones, de modo que dejé de darle tantas vueltas. Lo que tenía claro es que, al ser mago, quería darle una mirada de loco.


Os resumo rápidamente el desarrollo de cinco de ellos:

Gretzen Grotzen: Estos fueron los primeros bocetos de Gretzen. Me imaginé un híbrido entre las típicas señoras guiris y miembros de la realeza (como la reina de Inglaterra o la que fue reina de Holanda, sobre todo por el pelo) por aquello de ser un personaje muy pomposo y excesivo. Investigué también los sombreros de las carreras de Ascot porque Gretzen lleva dos, uno para la cabeza y otro para el flequillo, pero acabé por dibujarle un sombrero normal con una pluma; lo de Ascot es demasiado hasta para ella. Físicamente, la veía un poco como Hilda, la pin up de Duane Bryers, con cara redondita y entrada en carnes. En el libro acabó siendo algo más oronda que en estos primeros bocetos. 



Anatoli Topolinoff: Con el astronauta ruso estuve probando caras hasta dar con la buena. Me acordé de Ivan Istochnikov, el astronauta fantasma que ideó Joan Fontcuberta para su proyecto Sputnik (no os perdáis el trabajo de este hombre). Me gustaron las cejas casi juntas de Fontcuberta en las fotos que tiene vestido de astronauta y decidí hacérselas así, aunque menos anchas. Luego busqué astronautas rusos y topé con Pavel Vinogradov; de él me quedé con el peinado y el bigotillo, que lo convertí en un señor mostacho con puntas rizadas. Al dibujarle tantas veces el bigote, recordé el de Hulk Hogan (y su Celebrities) y, buscando fotos, vi lo que le faltaba al rostro del personaje: un cuello fuerte y un mentón ancho y prominente. ¡Teníamos personaje!




Feodorovna Topolinova: La señora del astronauta cocinaba canturreando y moviéndose al ritmo de ballet, así que, como no podía ser de otra forma, tenía que parecer una bailarina de ballet ruso ya retirada, tener un cuello largo, moño y cejas muy arqueadas. La referencia para este personaje fue Maya Plisetskaya.



Monna Limoncelli: Para la actriz, pensé primero en Sofía Loren, no tanto por el rostro sino por el cuerpo, tenía que ser un personaje muy voluptuoso. Para la cara me basé en Claudia Cardinale, quería una expresión más dulce para Monna. No me llevó mucha complicación este personaje, lo tenía más o menos claro desde un principio.



Olegario Bedemille: Para el director de cine de vestimenta excéntrica, tuve claro desde un principio que sería una especie de Tim Burton que viste de colores, y me vino a la cabeza Paco Clavel y su indumentaria. Físicamente me lo imaginaba muy alto y espigado. Luego, al ir probando rostros con bigotito (sí, el bigotito era necesario), me parecían todos muy "modernillos", y además tampoco terminaba de dar con el peinado. Entonces, ya como broma, probé con el pelo rojo y el foulard finito de Philip Max, y quedé convencida con él.


Y estos son los personajes en cuestión:



Sobre el texto y la ambientación, en qué momento pasa, decidí colocar el viaje espacial de Anatoli Topolinoff a finales de los 50, en plena carrera espacial entre EE.UU. y la URRS (con bandera soviética incluida). Puesto que Anatoli pasó 14 años en el espacio, su vuelta sería a mediados de los 70, y unos años más tarde el estreno de la película (si alguien ve el libro, a ver si veis entre el público del cine al famoso grupo de música que alcanzó la fama a finales de los 70). Antes del viaje de Anatoli al espacio, Gretzen se habría "hinchado de felicidad" y Monna habría tenido éxito como actriz en la década de los 50 para cuadrar todo en fechas.

¡Y eso es todo sobre el proceso!

4 comentarios

  1. Un placer leer tu proceso creativo. ¡¡Gracias por compartirlo!!

    ResponderEliminar
  2. Fantástica la explicación! Saludos :)

    ResponderEliminar